Need something? Call us: 1.800.4BAYLOR(1.800.422.9567)
Text Size:

Tratamiento de la neuropatía periférica

Aprenda maneras de protegerse los pies. Examínese los pies todos los días en busca de heridas que tal vez no haya sentido. Para no quemarse cuando se baña, pruebe la temperatura del agua con el codo antes de entrar en la tina o la ducha. Y para no lesionarse los pies, ande siempre con zapatos.

Cuidados rutinarios de los piesHombre sentado en el borde de la cama mirándose la planta del pie con un espejo.

Si usted tiene los pies adormecidos, tal vez no se dé cuenta de que se ha lesionado al cortarse las uñas. Para evitar problemas, su médico podría recomendarle que se haga cortar las uñas y los callos en su consultorio. Vea a su médico para que le administre cuidados en los pies a la frecuencia recomendada.

Examínese los pies todos los días

Podrá descubrir problemas oportunamente si se examina los pies todos los días, en busca de algún cambio. Examine la parte superior e inferior de los pies, los talones y la piel entre los dedos. Tal vez le ayude usar un espejo. Si le cuesta hacer esta tarea, pídele a alguien que le revise los pies. Llame a su médico si tiene alguna herida o uña encarnada, o si descubre algún cambio en sus pies, como por ejemplo zonas más calientes, hinchadas o enrojecidas.

Póngase el calzado apropiado

Ande siempre con medias y zapatos, incluso en ambientes interiores. Pídale a su médico que le aconseje cómo elegir el zapato apropiado. Después de comprar zapatos, tráigaselos a su médico para que revise si le calzan correctamente. Quítese los zapatos nuevos aproximadamente cada hora para ver si tiene áreas rojas de presión en los pies. Cada vez que se ponga los zapatos, revise el interior para asegurarse de que no contienen ningún cuerpo extraño.

Online Medical Reviewer: Venson, John N, DPM
Last Review Date: 6/15/2012
© 2000-2014 Krames StayWell, 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.